Tributación de los alquileres turísticos en el caso de No residentes

La tributación de los alquileres turísticos se ha convertido en algo controvertido desde un punto de vista fiscal ya que se realiza tanto por personas físicas como por empresas y dependiendo de la forma en que se lleve a cabo la operación será gravada con el IVA o estará exenta.

En posts anteriores ya hemos hablado sobre el Modelo 179 o del IVA en los apartamentos turísticos, aunque en esta ocasión vamos a comentar el tratamiento fiscal del alquiler turístico en el caso de que el arrendador sea no residente.

Hablamos sobre el tratamiento fiscal del alquiler de apartamentos con fines turísticos si el arrendador es un No Residente

Hablamos sobre el tratamiento fiscal del alquiler de apartamentos con fines turísticos si el arrendador es un No Residente.

En primer lugar, para encuadrar fiscalmente la operación es necesario acudir al Convenio de Doble Imposición entre España y el país de residencia para comprobar si la tributación se grava en el país de la fuente (España), en el de residencia o si es compartida. En la mayoría de los casos suele ser compartida de forma que tributaría en España y el arrendador posteriormente tributaría también en su país de residencia aplicando mecanismos para evitar la doble imposición.

En el caso que estamos comentando el inmueble está en España por lo que el alquiler tributará según la normativa española. Por ello lo primero que habrá que estudiar son los servicios que se prestan junto con el alquiler para comprobar si existe obligación de repercutir IVA o si está exento.

  1. Si los servicios que se prestan no se consideran propios de la industria hotelera (limpieza y cambio de sábanas a la entrada y la salida, limpieza de zonas comunes, entrega de llaves…) entonces la operación estará sujeta y exenta de IVA.
  2. Si los servicios que se prestan son propios de la industria hotelera (limpieza y cambio de sábanas durante la estancia, desayunos, restaurante, lavado de ropa…) entonces la operación estará sujeta a IVA al tipo del 10%.

Si los servicios prestados se entienden que no son propios de la industria hotelera, el arrendador declarará los correspondientes ingresos en el modelo 210: Impuesto sobre la Renta de no Residentes sin establecimiento permanente.

En el segundo caso, si los servicios que se prestan se entienden que son los propios de la industria hotelera, en dicho inmueble se estaría realizando una actividad económica y por lo tanto constituiría un establecimiento permanente para los arrendadores.

Las declaraciones a presentar serían los modelos 303 del IVA de forma trimestral de la misma forma que lo hace un residente. Además, tendría que declarar la renta obtenida a través del modelo 200 Impuesto sobre Sociedades e Impuesto sobre la Renta de no Residentes.

Si el arrendador fuera una persona jurídica no residente, la tributación sería igual que para la persona física.

Cada caso habrá que analizarlo con cautela para su correcta tributación, sobre todo en lo que se refiere a los servicios prestados. Además la tributación será la misma tanto si el inmueble está declarado o no en el correspondiente Registro de Turismo de la comunidad autónoma que le corresponda.

Lidia Planas Martín - Emede ETL Global

Lidia Planas Martín
Emede ETL Global

Modificación del Régimen especial de prestación de servicios de telecomunicaciones, de radiodifusión y televisión o electrónicos en el IVA

Analizamos las modificaciones que introduce en el IVA la Ley de Presupuestos Generales del Estado 2018 para el Régimen Especial de prestación de servicios de telecomunicaciones, de radiodifusión y televisión o electrónicos.

En enero de 2015, entró en vigor la modificación relativa a la localización de la prestación de servicios de telecomunicaciones, de radiodifusión y televisión o electrónicos para el caso en que el cliente sea un consumidor final que consiste en que, cualquier empresa o profesional que venda sus productos en varios países de la Unión Europea, tiene que darse de alta en cada país en los que tenga clientes e ingresar el IVA en cada uno de ellos.

La prestación de servicios de radiodifusión, televisión y electrónicos en general ha cambiado tanto que la legislación ha de adaptarse a las nuevas reglas de localización de dichos servicios

La prestación de servicios de radiodifusión, televisión y electrónicos en general ha cambiado tanto que la legislación ha de adaptarse a las nuevas reglas de localización de dichos servicios

Para evitar esto, se creó el Régimen Especial de prestación de servicios de telecomunicaciones, de radiodifusión y televisión o electrónicos en el IVA, también llamado ONE-STOP SHOP. Este régimen especial permite que a través de la Mini Ventanilla Única habilitada en la web de la Agencia Tributaria se declare el IVA repercutido a los consumidores finales en otros países miembros distintos a España a través de la presentación del modelo 368.

En relación con esta cuestión, la Ley 6/2018, de 3 de julio, de Presupuestos Generales del Estado para el año 2018 en su artículo 79 modifica la Ley del IVA a raíz de las Directivas aprobadas por la Unión Europea en este sentido.

El objetivo de esta modificación es la de reducir las cargas administrativas y tributarias permitiendo a las microempresas establecidas en un único Estado Miembro que puedan declarar esas prestaciones de servicios en su propio país y así evitar que tengan que tributar en diferentes países e ingresar el IVA correspondiente a los mismos o tener que presentar el modelo 368.

Las empresas que pueden optar por esta forma de tributación son aquellas cuyo importe total facturado por este tipo de servicios prestados a consumidores finales de otros Estados Miembros no exceda de 10.000 euros IVA excluido.

Este régimen es optativo, por lo que las empresas que cumplan los requisitos podrán aplicarlo a partir del 1 de enero de 2019 o seguir como hasta ahora tributando por el régimen de mini ventanilla única (MOSS) de la forma que reglamentariamente se establezca.

En nuestra opinión esta modificación simplifica la gestión de los modelos a presentar por las empresas que comienzan o que realicen estas operaciones con carácter ocasional aunque también aumenta la ya amplia casuística en materia del IVA en operaciones internacionales.

Lidia Planas Martín - Emede ETL Global

Lidia Planas Martín
Emede ETL Global

Todo sobre el Modelo 179 de Declaración informativa trimestral de la cesión de uso de viviendas con fines turísticos

La orden HFP/544/2018 de 24 de mayo ha aprobado el nuevo modelo 179 “Declaración informativa trimestral de la cesión de uso de viviendas con fines turísticos” cuyo primer ejercicio de aplicación será el de 2018.

Recordamos, que este modelo deberán presentarlo los intermediarios en las operaciones de alquiler de viviendas con fines turísticos; se ha preparado con el fin de prevenir el fraude fiscal en este ámbito y va dirigido en particular a las llamadas “plataformas colaborativas” como Booking, Airbnb o Wimdu aunque deberán presentarlo todos los intermediarios entendiendo como tal cualquier persona o entidad que acerque a las partes (titular del derecho de cesión y arrendatario final) con el fin de que se celebre el contrato de arrendamiento de vivienda con fines turísticos, es decir inmobiliarias y otros agentes intermediarios.

Aunque se le ha dado una gran cobertura a la fiscalidad de este tipo de operaciones, debido a su singularidad, aprovechamos para recordar que se debe estudiar cada caso para comprobar las repercusiones que en este campo pueda tener para todos los intervinientes de las operaciones, tanto en IVA, IRPF, Sociedades o incluso IAE u obligaciones censales.

Logotipos de algunas webs que se dedican a la intermediación de alquilesres de vivienda con fines turísticos: 9flats, Airbnb, Wimdu...

Logotipos de algunas webs que se dedican a la intermediación de alquileres de vivienda con fines turísticos: 9flats, Airbnb, Wimdu…

Asimismo, otra de las cuestiones más relevantes a la que ya hacíamos referencia en el post anterior es el de la persona o entidad que está de alta en las plataformas, ya que los intermediarios declararán las rentas en cuestión a aquellas que estén de alta en la plataforma y hayan gestionado el alquiler, pudiendo en muchos casos no ser el perceptor de dichas rentas. Para ello la plataforma Airbnb ha creado la figura del coanfitrión, que suponemos también crearán el resto de plataformas, de forma que se puedan identificar quién actúa como intermediario y quién como titular de la renta generada.

Recordamos que en todo caso las personas (físicas o jurídicas) propietarias o explotadoras de estas viviendas deben realizar la inscripción de dicha vivienda en el Registro de la comunidad autónoma correspondiente.

La información que hay que indicar en el modelo 179 es la siguiente:

“a) Identificación del titular de la vivienda, la del titular del derecho en virtud del cual se cede la vivienda (si es distinto del titular de la vivienda) y de las personas o entidades cesionarias.
b) Identificación del inmueble (dirección completa) con especificación de la referencia catastral, en el caso de que la tuvieran asignada.
c) Número de días de disfrute de la vivienda con fines turísticos.
d) Importe percibido, en su caso, por el titular cedente del derecho.
e) Número de contrato en virtud del cual el declarante intermedia en la cesión de uso de la vivienda.
f) Fecha de inicio de la cesión.
g) Fecha de intermediación en la operación.
h) Identificación del medio de pago utilizado (transferencia, tarjeta de crédito o débito u otro medio de pago).”

Donde la información de los puntos e), g) y h) es de carácter opcional.

Con respecto a la obligación de presentar el Modelo 179 es importante señalar que la periodicidad será de carácter trimestral, debiendo realizarlo durante el mes natural siguiente a la finalización de cada trimestre natural.

Para este primer ejercicio de aplicación ejercicio 2018, la presentación se realizará de forma anual, es decir un solo modelo que englobe el año completo y la fecha de presentación será entre el 1 y el 31 de enero de 2019.

Esperamos que esta información os sea de ayuda, es momento de revisar tanto la fiscalidad de este tipo de operaciones como las obligaciones formales para asegurarse de que se llevan a cabo de forma correcta.

Lidia Planas Martín - Emede ETL Global

Lidia Planas Martín
Emede ETL Global